domingo, 23 de septiembre de 2012

Crónica del Festival de San Sebastián 2012 - Día 2


Segundo día de festival y la verdad es que el nivel esta siendo bastante alto. Hoy he podido ver la nueva y original adaptación de Blancanieves, la nueva película de Ben Affleck, Argo, y las latinoamericanas Infancia clandestina y Joven y alocada. Vamos por faena:

Blancanieves


Versión libre, de carácter gótico, del popular cuento de los hermanos Grimm, que ha sido ambientada en España durante los años 20. Blancanieves es Carmen, una bella joven con una infancia atormentada por su terrible madrastra Encarna. Huyendo de su pasado, Carmen emprenderá un apasionante viaje acompañada por sus nuevos amigos: una troupe de Enanos Toreros.

Blancanieves es la segunda película del bilbaíno Pablo Berger después de Torremolinos 73 (2003) que llega poco después de que triunfara en todo el mundo la película francesa The Artist con la que comparte el echo de ser muda y en blanco y negro. Lo que hay que matizar es que este guión llevaba ocho años dando vueltas por productoras así que aprovecha su éxito aunque quizás si gracias a la película de Hazanavicius encontró la financiación final. Sobre la película comentar que me ha gustado, por su originalidad de llevar un cuento clásico al terreno de la España de los años 20 con el flamenco y los toros como telón de fondo, pero también por sus interpretaciones, sobre todo la de una enorme Maribel Verdú. Propuesta arriesgada y acertada.

Nota: 7,5/10

Argo


Cuando, en 1979, la embajada de los Estados Unidos en Teherán fue ocupada por un grupo de iraníes, la CIA y el gobierno canadiense organizaron una operación para rescatar a seis diplomáticos estadounidenses. Con este fin se recurrió a un experto en el arte del disfraz y se preparó el escenario para el rodaje de una película ("Argo"), en la que participaba un equipo de cazatalentos de Hollywood.

Notabilísima sería la palabra más acertada que le buscaría a la nueva película dirigida e interpretada por Ben Affleck. Quizás hay gente que la tachará de americanada o de panfletaría, pero a mi no me lo parece, ya que por esa regla de tres casi todas las películas que hablan de un echo real y heroico vivido en su país lo sería. Affleck hace alarde de una dirección brutal, por su estética años 70, por su planificación en escenas de alta dificultad como las que abren la película o su final y por su pulso narrativo. En el apartado interpretativo justamente Affleck sería el eslabon más debil, eso si, sin estar mal, simplemente es el menos elaborado. El resto, los secundarios, sobre todo John Goodman y Alan Arkin estan muy divertidos... si si, divertidos, no habéis leido mal, ya que otro de los aciertos de la película es su (no esperado) sentido del humor, sobre todo apoyado en los dos secundarios mencionados pero también por un guión en estado de gracia. Otra joya del festival. Como anecdota comentar que hacía tiempo que no oía aplaudir a todo un cine (aquí caben más de mil personas, y no cuenta Sitges jeje) en varias escenas de su parte final, la gente lo ha vivido.

Nota: 8,5/10

Infancia clandestina


Juan es un niño de 12 años que, después de vivir en el exilio, regresa con su familia a un país que sigue bajo el régimen militar que les hizo huir. Las instrucciones para él son claras: a partir de ahora ya no eres Juan, eres Ernesto. Mientras el chico es testigo del mundo combativo de sus padres, intenta que la suya sea una vida normal donde la cotidianidad del colegio, las fiestas, las acampadas, las bromas y las risas con mamá... también tienen su lugar. Y para eso, Juan cuenta con su adorado tío Beto (Ernesto Alterio) quien, en contrapunto con papá, entiende que sus ideales y su lucha no están reñidos con las ganas de disfrutar. El mundo de Juan empieza a mostrar grietas cuando conoce a María, una niña de su colegio con quien descubre, por primera vez en su vida, lo fuerte que es la sensación de amar... ¿Qué pasa cuando las decisiones de tus padres te impiden vivir tus propios sueños.

Película biográfica (aunque me imagino que con alguna licencia... o no, no se) de la infancia del director de la película, el argentino Benjamín Ávila. La verdad es que en algunos momentos es bastante dura, aunque no se porque no me ha acabado de llegar, quizás por ser algo irregular o por repartir mal varias de las subtramas. Aún así tiene cosas muy rescatables como la interpretación (y personaje) de Ernesto Alterio o la relación de amor infantil. Simplemente interesante para una película que ha causado bastante buenos y entusiastas comentarios.

Nota: 6/10

Joven & Alocada


Daniela es una chica de 18 años criada en el seno de una conservadora familia evangélica. Partida entre la culpa cristiana y su innata rebeldía, Daniela vive una traumática noche de excesos que le traerá el castigo de sus padres y su propio cuestionamiento existencial. En ese forzado paso a la edad adulta, Daniela intentará redimirse frente a su tórrido pasado adolescente, encontrando, sin embargo, un nuevo obstáculo: la irrupción de su primer amor homosexual.

Primera película de la chilena Marialy Rivas tras su cortometraje Blokes. Por lo visto en los títulos de crédito finales, la película vendría a ser un poco autobiográfica, donde Marialy nos cuenta los lios sexuales-religiosos de una chica cuasi ninfómana. A pesar de en algunos momentos ser original, sobre todo en su lenguaje cinematográfico y tener algunas frases y situaciones rescatables, la cinta a veces peca de querer ser cool, moderna y rompedora y sobre todo por venir de una chica joven e independiente, bazas que de ser jugadas por un hombre posiblemente sería tachado de machista y de calentorro. Demasiado cool para mi.

Nota: 4/10

1 comentario:

David Amorós dijo...

Pues las latinas, con toda la oferta que hay, las dejo de lado. Blancanieves me apetece mucísimo y la veré en cuanto pueda. La estética me parece sublime y hace tiempo que adoro a la Verdú. Y Argo, que en principio era una película a la que no hacía mucho caso, pues ardo en deseos de verla tras tan buenas críticas. Sigue disfrutando, Dani. Un abrazo.